BIGtheme.net http://bigtheme.net/ecommerce/opencart OpenCart Templates
Home / destacados / La ciudad fantasma: Varosha

La ciudad fantasma: Varosha

1974066-1680x1050

Vacío. Eso es lo que uno encuentra dentro de los edificios abandonados en el distrito de Varosha de la paradisíaca ciudad costera de Famagusta, en la isla de Chipre, un enclave fantasma donde parece que el tiempo se detuvo en agosto de 1974. Ese fue el año en que Turquía, como respuesta a un intento de golpe de estado en Chipre inducido por Grecia, invadió la isla, que quedó dividida entre el sur, grecochipriota, y el norte, ocupado por Turquía

De los 15.000 habitantes de Varosha que huyeron presos del pánico -la mayoría de origen griego-, casi todos esperaban volver a sus casas en cuestión de días. No fue así. Su exilio forzado aún continúa, mientras que el ejército turco custodia la ciudad, rodeada por alambres de espino, y únicamente permite que la naturaleza habite esos espacios.

Casas, negocios… son muchos los que perdieron todo después de la invasión, hecho que la mayoría tuvo que aceptar, y reconstruyeron sus vidas en los suburbios de Nicosia, la capital chipriota, u otras urbes del país mediterráneo. Se abrió, así, un legado de resentimiento y recriminación mutua entre griegos y turcos. Todas las poblaciones que fueron evacuadas, al norte y al sur, fueron reocupadas, pero Varosha fue la excepción, un hecho que ha dejado un museo urbano petrificado e inaccesible en el que el tiempo parece haberse detenido.

varosha-19

El conflicto

Con playas de agua cristalina y hoteles de lujo, Varosha era un destino habitual de ricos y famosos. Celebridades de la época -como Richard Burton o Brigitte Bardot- sucumbieron a su encanto. Ahora, la zona ha devenido tierra de nadie, un símbolo de lo intratable que es el conflicto. Los grecochipriotas acusan a los turcochipriotas de querer utilizar la zona como moneda de cambio, mientras que los turcos reprochan a los griegos su intransigencia.

Con el acercamiento de las tropas, los habitantes huyeron con la intención de regresar cuando la situación se calmara. No sucedió. Una resolución del año 1984 solicita que se ponga Varosha bajo el control de la ONU y prohíbe cualquier tentativa de reasentamiento por nadie más que los que fueron desterrados.

En 2003, se suavizaron las limitaciones de viaje por primera vez, permitiendo que los chipriotas de uno y otro lado cruzaran la zona de seguridad de la ONU, popularmente conocida como la “Línea Verde”.

Por otro lado, el plan de reunificación de la isla redactado por las Naciones Unidas en 2004 preveía que Varosha quedara bajo control grecochipriota en el marco de una confederación que los turcochipriotas aceptaron… pero los griegos rechazaron finalmente el acuerdo.

Así, Varosha continuó atrapada en el túnel del tiempo. Sus hoteles -con las ventanas rotas y las fachadas castigadas por la artillería- se levantan ante playas desiertas.

varosha1

Lo surrealista del escenario es la posibilidad de contemplar, al otro lado de la alambrada, a los turistas y lugareños disfrutando del paisaje totalmente ajenos a los edificios bombardeados. Eso sí, siempre bajo la atenta mirada de algún militar vigilando desde una torre de guardia, por si algún intruso osara traspasar la línea de separación.

Los pocos que han conseguido entrar en la ciudad fantasma, y también algunos turcochipriotas que han hecho el servicio militar allí, aseguran que parece un decorado de Hollywood, una estampa que hace que a uno se le remueva el estómago.

Para algunos lugareños, la ocupación de Varosha -donde patrullan los soldados turcos- es un escándalo y una vergüenza. Lo cierto es que el panorama es un poco espeluznante, pero, después de un tiempo, la anormalidad se diluye.

varosha-31

El futuro

Hay organizaciones que promueven la reconciliación en la isla y que abogan por la posibilidad de que un día la oportunidad de negocio que representa restaurar la ciudad fantasma triunfe sobre el recelo entre las dos comunidades. Se calcula que se necesitarían unos 10 años para volver a hacer lucir este enclave turístico y cerca de 10.000 millones de euros de inversión.

Por otro lado, casi todas las propiedades en la zona cercada pertenecen a los grecochipriotas. Estos exponen que sería una buena decisión para promover la confianza que el distrito fuera devuelto antes de que las conversaciones de paz, estancadas desde marzo de 2012, se restablezcan.

Si bien es cierto que esta medida supondría un acercamiento entre ambas partes, los turcos y los chipriotas turcos temen que, si devuelven Varosha, los grecochipriotas se la queden y no den nada a cambio. Es por ello que mantienen que el territorio forma parte de un pacto global que incluye proposiciones anteriores, como la reutilización de los puertos y aeropuertos del norte.

Sea como fuere, lo cierto es que contemplar tal situación revela hasta qué punto los hombres pueden ser ineficaces y obcecados, pues son 40 años los que lleva Varosha deshabitada, uno de los motores socioeconómicos de la isla.

Acerca de Edu Bachs

Edu Bachs
Periodismo en la UIC. Me gusta el fútbol, el cine y el rap, y me apasiona la responsabilidad de comunicar y transmitir. “Tengo la intención de vivir para siempre o morir en el intento” Groucho Marx.

¿Te interesa?

WestJet-Video-Navidad-Christmas-Republica-Dominicana

El milagro de Navidad West Jet (VÍDEO)

Una aerolínea canadiense organiza los preparativos necesarios para dar una pequeña alegría a los habitantes ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *